Aniversaris

Després de més d’un parell de mesos d’inactivitat i començant en una nova ciutat, Gandia (a més, resistint a una dura gota freda i a un sentit terratrèmol), tinc ganes de tornar a escriure. Tampoc massa, poquet a poquet, però així habituant-me a fer-ho amb regularitat i, com a novetat, intentant practicar més la llengua heretada de ma mare (que no la llengua materna, curiosament). Bé, el cas és que el 6 d’octubre és una bona data per dos motius: el primer, molt personal. Fa 29 anys que sóc oncle. Tal dia com hui, allà pel 1980 va nàixer el meu nebot Eric. Des d’ací, novament, totes les felicitacions en aquest dia. L’altra, també és un aniversari. Hui fa 25 anys de la primera emisió del mític La bola de cristal, un programa amb que vam crèixer i començar a desenvolupar-nos com a persones moltíssims televidents. Un programa fet per a despertar la intel·ligència dels espectadors. Per tot aixó, des d’ací el meu modest reconeixement a la gent que va el fer possible.

Los soprano

Ya es 31 de julio y ha llegado el momento de tomar un respiro al angustioso calor de la ciudad cada día más pija en la que vivo. Para ello nada mejor que viajar (este año toca Francia, el valle del Loira y Normandía) y descansar en el pueblo alejado del mundanal ruido (que este año con los cochecitos por el puerto va a ser durito). Como conclusión hasta la vuelta en septiembre, me quiro despedir con algo bueno. Siguiendo con el repaso a grandes series de la televisión, voy a hablar de la última serie que he visto (se da la circunstancia de que no la he seguido por televisión sino por DVD -ese gran invento que te permite ver los capítulos que quieras seguidos y en versión original- en sus seis temporadas y capítulos finales en que está dividida). Por muchas razones que comenzaré a enumerar se ha convertido en una de mis series favoritas. Pongo en antecedentes para los que no hayan gozado con su visionado: Tony Soprano, perteneciente a la mafia de New Jersey (y que llegará a ser el pez gordo de la misma), comienza a ir al psiquiatra por unos ataques de pánico. Y es que no sólo ha de lidiar con otras familias sino con la peor de todas, la suya propia…

Más

Reconocimiento y homenaje

En primer lugar, el homenaje. Hoy se ha conocido la muerte de la actriz Estelle Getty, inolvidable para mucha gente por su papel de Sofía Petrillo en Las chicas de oro. La de veces que he comenzado a contar una historia larga con sus imborrables palabras: “Imagina, Sicilia, 1926, una bella y hermosa campesina…” Lo dicho, el homenaje a alguien que nos dio tantas risas.

Y en segundo lugar el reconocimiento. A sus 91 años, siete más que la actriz fallecida, el escritor José Luis Sampedro recibe con todos los merecimientos la Medalla de Honor de la Universidad Complutense de Madrid. Este escritor, que es profesor de economía, es uno de los más comprometidos que existen en la actualidad. En este artículo podéis leer algunas de sus interesantes reflexiones como un auténtico humanista de este tiempo. Hace años cayó en mis manos La sonrisa etrusca. Fue de los primeros libros que consiguieron conmoverme como pocos autores lo han conseguido. Lo mismo han vuelto a hacer Octubre, octubre, La vieja sirena, Real Sitio o su brillante ensayo Los mongoles en Bagdad. Desde aquí, este modesto reconocimiento y homenaje a los dos.

Doctor en Alaska

Seguimos con las grandes series televisivas. Hoy le toca el turno a Doctor en Alaska. Entre 1990 y 1995 Joshua Brand y John Falsey crearon las seis temporadas de esta fabulosa serie ambientada en la imborrable ciudad de Cicely. El meollo es bien conocido por todos los fans: Joel Fleischman es un médico judío de New York, recién licenciado, que es enviado a un remoto pueblo de Alaska (Cicely), ya que este pueblo ha pagado su beca de estudio. Tras la sorpresa inicial por “lo que encuentra” allí, la vida cotidiana allí será el argumento constante de los capítulos de la serie.

Más

Dia mundial del llibre

“Cuando llega la noche, vuelvo a casa y entro en mi biblioteca. Me despojo en los umbrales del traje de diario, lleno de lodo y me pongo paños curiales y regio. Vestido decentemente me entro en la antigua corte de los hombres antiguos, donde recibido amistosamente por ellos me nutro de aquel alimento que sólo es mío, y para el que yo he nacido. No me arrepiento de hablar con ellos, ni de preguntarles por el motivo de sus acciones, y ellos me responden con su gran humanidad. Durante cuatro horas no siento tedio ni cansancio, olvido todo cuidado, no temo la pobreza, la muerte no me espanta.” (Maquiavelo)
Más

Yo, Claudio

Quiero hoy abrir una nueva sección que recordará grandes series de televisión. A lo largo de muchos años hemos podido ver infinidad de producciones televisivas con mayor o menor fortuna, pero algunas de ellas han dejado un poso indeleble. De esas (aunque para gustos, colores, y habrá mucha gente que no esté de acuerdo en todas las planteadas) quiero hablar. Y para empezar, nos vamos a ir al año 1976. La BBC británica produce la serie Yo, Claudio.

Más

Infotv a internet

Des de hui, la programació diària del canal Infotv es pot veure per internet. Després d’haver sigut marginat amb l’arribada de la TDT (total per no fer la ‘pilota’ al partit que ens governa), i preveient l’apagó analògic d’ací dos anys, hi ha una nova opció de veure aquest recomanable canal, especialment per qui vol estar informat del que passa realment ací, eixint del ‘món perfecte’ que ens presenta la nostra televisió autonòmica.

Anteriores Entradas antiguas